Viernes, 24 Marzo 2023

¿Conoces en qué consisten los seguros paramétricos?

Volver

Una de las características principales del sector asegurador es la de anticiparse a los acontecimientos de riesgo a la que la sociedad está sometida en cada momento. Con ello se consigue atender a la necesidad social que ofrece un seguro al consumidor y al desarrollo económico de este sector.

Como informa el BDS (Boletín diario de seguros de INESE) El sector asegurador, está en pleno auge. El seguro español podría crecer un 5,3% de media anual hasta el 2027. Fruto de todo ello, continuamente aparecen nuevos productos que tienen en cuenta las particularidades de los mercados y las nuevas soluciones que nos proveen las nuevas tecnologías.

En este sentido, los denominados “seguros paramétricos”, son un producto ligado a la gestión de grandes riesgos y a simplificar tanto la contratación como la evaluación y liquidación de los siniestros.

¿Qué es un seguro paramétrico?

Los seguros paramétricos son aquellos en los que la compañía aseguradora abona la indemnización al asegurado atendiendo, exclusivamente, a la intensidad o producción de un siniestro. El importe de esta indemnización ha sido previamente calculado a través de un modelo o algoritmo, teniendo en cuenta los datos manejados por la propia compañía aseguradora.

Esta definición puede parecer un tanto compleja, pero no lo es y, de hecho, ese tipo de prácticas vienen desarrollándose desde hace años en distintos ámbitos del aseguramiento, y más concretamente en el reaseguro, la gestión de grandes riesgos, o los fenómenos atmosféricos.

Todo seguro delimita con claridad la identidad del asegurado y/o beneficiario, el riesgo asegurado y otras cuestiones como el ámbito geográfico en el que el seguro despliega su eficacia.

Los seguros paramétricos funcionan exactamente igual, con la diferencia que en el caso de producirse el riesgo asegurado (un evento futuro e incierto), se procede de forma automática el pago al beneficiario de una cantidad ya previamente establecida.

Por ejemplo, en el caso de que haya una precipitación torrencial que supere un cierto volumen en un cierto lugar, o que se produzcan vientos que superen una determinada velocidad en un lugar, se abonará al beneficiario la cantidad prestablecida.

Existen dos diferencias fundamentales con la forma en que funcionan los seguros tradicionales:

- En primer lugar, el pago de la indemnización se produce automáticamente cuando ocurra el riesgo asegurado, independientemente de si el asegurado ha sufrido daños o no, y de la entidad de los mismos.

A título de ejemplo pensemos que un seguro paramétrico, establece que en el caso de que ocurra una precipitación por encima de ciertos milímetros en una ciudad, o unos vientos con velocidad superior a una prefijada, se abonará al beneficiario una indemnización de, por ejemplo 30.000€.

Es posible que se produzca esa intensidad de precipitación, o esos vientos, y que el cliente no haya sufrido daño alguno. Igualmente, es posible que ocurra el riesgo y que los daños o pérdidas sufridos por el cliente superen esa cantidad.

Lo novedoso que ofrecen los seguros paramétricos es que tanto el riesgo como la indemnización están previamente establecidos, y no dependen de la realidad del daño, sino del cálculo algorítmico (paramétrico) ya realizado teniendo en cuenta todos los datos que maneja la compañía para realizar un cálculo ajustado.

- Por otra parte, que para determinar la ocurrencia o no del riesgo, es necesario acudir a un tercero independiente cuya autoridad sea reconocida y no disputada por todas las partes interesadas. Así, hablando de riesgos atmosféricos, puede acudirse a las agencias públicas de meteorología o institutos similares (en caso de España, la AEMET).

¿Cuáles son las ventajas e inconvenientes de este tipo de seguro?

Nos preguntarnos por qué tanto las compañías aseguradoras como los clientes aceptarían un modelo en el que la compañía puede tener que asegurar, aunque el daño no se haya producido o, visto desde el lado contrario, la indemnización pactada puede ser inferior al daño real. Las ventajas de este tipo de modelos pueden sintetizarse fundamentalmente en la inmediatez de la indemnización y la reducción de costes asociados y seguridad.

- Inmediatez de la indemnización, una vez que se certifica la ocurrencia del riesgo, el pago de la indemnización es automático. No es necesario declarar el siniestro ni esperar a la peritación del daño.

- Reducción de costes asociados, está ligado a lo anterior. La manera en la que funcionan los seguros tradicionales no solamente genera demoras considerables en el tiempo, sino también costes para todos los interesados. En los seguros paramétricos, dado que en el momento en que ocurre el riesgo se abona una indemnización prefijada, no es necesario ni peritar, ni tramitar, ni litigar.

- También son más seguros porque el asegurado conoce de antemano la cantidad que va a recibir si ocurre el riesgo, y esto le ha permitido evaluar si la póliza le resulta atractiva o no. Desaparece la incertidumbre sobre si ante un determinado siniestro conseguirá que la compañía le pague y cuánto.

- Por parte de la compañía, las indemnizaciones pueden calcularse cada vez más ajustada, y también le permite conocer de antemano el gasto que va a afrontar cuando ocurra un determinado siniestro.

- Por último, se reduce la posibilidad del fraude al seguro, dado que el evento ha ocurrido o no, y esto va a ser certificado por una autoridad independiente de carácter oficial.

Como inconveniente, cabe señalar que la respuesta que da el seguro tradicional ante la ocurrencia de un siniestro es mucho más ajustada a la realidad del caso concreto y, muchas veces, a las necesidades del cliente.

¿Cuáles son algunas posibles aplicaciones de los seguros paramétricos? ¿Cuál es su situación actual en España y en el mundo?

Si bien, como decíamos, este tipo de soluciones existen en el ámbito del reaseguro y la gestión de grandes riesgos desde hace años, la realidad es su uso generalizado está todavía en una fase embrionaria.

La propia naturaleza de los seguros paramétricos los hace ideales para riesgos de tipo atmosférico o climático (huracanes, terremotos, inundaciones). España no es un país que destaque por su gran número de este tipo de eventos, y quizá por ello hemos visto mayor desarrollo de estos seguros en Latinoamérica, y también en Estados Unidos.

En España tendrán cabida en riesgos, como los incendios forestales o las pérdidas agrícolas producidas por eventos climáticos.

Otros ámbitos en los que los seguros paramétricos tienen una potencial aplicación son:

- Las nuevas tecnologías. Se ha hablado por ejemplo de la posibilidad de una indemnización prefijada en el caso de que a un creador de contenido en redes sociales (los llamados “influencers”) le usurpen su cuenta.

- Las energías renovables: es un sector en auge, y grandes empresas se dedican a la generación de energía por fuentes como la solar o la eólica.

- El turismo y la hostelería: pueden verse fuertemente influidos por riesgos climáticos. Unas inundaciones, un terremoto, una erupción volcánica o eventos similares pueden producir una oleada de cancelaciones de viajes al lugar afectado, lo cual a su vez se traducirá en pérdidas millonarias para el sector turístico local.

Conclusión: Los seguros paramétricos tienen un futuro interesante por las importantes ventajas que ofrece, fundamentalmente inmediatez, reducción de costes asociados y seguridad o falta de incertidumbre para el asegurado y para la compañía aseguradora.

No obstante, sus inconvenientes también son considerables, y se encuentran en una fase inicial en la que los cálculos todavía son complejos y no están automatizados, por lo que deberemos atender a su evolución con el tiempo.

 Jose Garzon Garcia - Departamento del SeguroJosé Garzón García 

Director del Departamento de Derecho del seguro | Madrid (España)

 

Belzuz Abogados SLP

La presente publicación contiene información de carácter general sin que constituya opinión profesional ni asesoría jurídica. © Belzuz Abogados, S.L.P., quedan reservados todos los derechos. Se prohíbe la explotación, reproducción, distribución, comunicación pública y transformación total o parcial, de esta obra, sin autorización escrita de Belzuz Abogados, S.L.P.

Madrid

Belzuz Abogados - Despacho de Madrid

Nuñez de Balboa 115 bis 1

  28006 Madrid

+34 91 562 50 76

+34 91 562 45 40

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lisboa

Belzuz Abogados - Despacho de Lisboa

Av. Duque d´Ávila, 141 – 1º Dtº

  1050-081 Lisboa

+351 21 324 05 30

+351 21 347 84 52

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Oporto

Belzuz Abogados - Despacho de Oporto

Rua Julio Dinis 204, Off 314

  4050-318 Oporto

+351 22 938 94 52

+351 22 938 94 54

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Asociaciones

  • 1_insuralex
  • 3_chambers_global_2022
  • 4_cle
  • 5_chp
  • 6_aeafa